gesqlogo

 

gesq

UN POCO DE HISTORIA

Desde el origen de la civilización, el agua ha sido uno de los principales elementos de desarrollo, siendo clave en la aparición de los primeros núcleos de población y zonas de laboreo basadas en la agricultura. Según las aglomeraciones urbanas y las necesidades de las zonas agrícolas fueron creciendo, también lo hizo la demanda del recurso, convirtiendo la gestión hídrica en uno de los puntos clave de todos los gobiernos.

Debido a que cada vez se considera el agua como un recurso más indispensable para el desarrollo de la humanidad, la gestión de recursos hídricos ha irrumpido con fuerza en los discursos de los gestores tratando de abarcar una gestión completa e integral del ciclo del agua, lo que conlleva la necesidad de conocimiento de inventario de recursos, predicciones a corto, medio y largo plazo y del comportamiento real de las cuencas hidrográficas como unidad general de gestíon.

Históricamente la gestión de recursos hidráulicos se podría dividir en dos etapas, una etapa inicial y una de madurez. La primera etapa, a principios del siglo XX, en la que la demanda es menor que la oferta y existe un volumen de recursos naturales abundante por lo que no es necesaria la gestión de los recursos y los esfuerzos se centran en la creación de obras hidráulicas para su almacenamiento y distribución a los núcleos de consumo (usos urbanos, agrícolas, industriales y aprovechamientos hidroeléctricos). La segunda etapa de madurez, a partir de los años 60, es aquella en el que la demanda ha aumentado, alcanzando o superando la oferta de recursos y en la que la población comienza a estar concienciada con los problemas ambientales y los impactos sociales asociados a las políticas hídricas. En esta segunda etapa, aumenta además la demanda hidroeléctrica, por lo que comienza a ser indispensable para los gobiernos nacionales la instauración de planes y políticas marco para el desarrollo de la gestión.

En la actualidad, y en un futuro cercano, parece evidente que el cambio climático nos ha dirigido a una hacia una disponibilidad de recursos cada vez acusada, que unida al aumento exponencial de la población, genera en muchas ocasiones problemas de disponibilidad de recursos en ciertas poblaciones o áreas urbanos. Esta tendencia parece ser más rápida de lo que en un principio podría presuponerse por lo que parece indispensable cambiar la mentalidad de la gestión hidráulica, dirigiéndose hacia nuevos métodos precisos, directos y que utilicen previsiones a futuro, ya que debido al cambio del clima, la estadística y el estudio de fenómenos pasados puede llevarnos a predecir eventos que no se correspondan con el futuro real.

Con esta filosofía nació GES-q, una herramienta que cambia el método de gestión integral del ciclo del agua mediante una solución que realiza el cálculo hidrológico-hidráulico mediante el uso de previsiones reales de consumo y meteorológicas, con lo que se consigue una optimización de las aportaciones manteniendo para el cumplimiento de todos los requerimientos, consiguiendo así almacenar el máximo volumen posible de recurso para que quede disponible para necesidades futuras.

ASÍ NACIÓ GES-q

En el año 2011 se plantea por parte de la Confederación Hidrográfica del Tajo la necesidad de optimizar la gestión de la distribución en el canal principal de la Real Acequia del Jarama por existir problemas derivados del deficiente estado de las infraestructuras, sin modernización, con riegos por gravedad, con un desajuste entre la demanda y la capacidad del canal, así como la necesidad de no realizar inversiones de alto coste.

Con estas premisas se planteó el estudio de un nuevo sistema de distribución que no requiriera de fuertes inversiones y a su vez permitiese administrar el canal con criterios hidráulicos y consiguiendo un reparto igualitario de las demandas. Después de tres años de investigación se logró definir matemáticamente y controlar el tránsito inverso de ondas permitiendo cálculos explícitos. Una vez definido el sistema de forma matemática, se desarrolló un modelo prototipo denominado RECA que permite gestionar canales en tiempo real que se aplicó y se sigue aplicando con excelentes resultados contrastados en diversos canales de riego.

Tras el rotundo exito de funcionamiento del algoritmo en canales a través de RECA, FERMAC Ingenieros Consultores decide ir un paso más allá, desarrollando GES-q, una herramienta que ocupará el vacío tecnológico en la gestión del agua, incluyendo en la gestión previsiones de precipitación, almacenamiento recurso, circulación de caudales por ríos y ordenación de demandas.


gesq

GES-q ha recibido fondos del Programa Estatal de Liderazgo Empresarial en el marco de Investigación Científica y Técnica de Innovación.

El objetivo de este Programa es financiar un estudio de viabilidad (técnico y comercial) que incluya un plan de negocio innovador a aquellas pymes que hayan obtenido el "seal of excellence" otorgado por la Comisión Europea al presentar el proyecto al Programa Marco de Investigación e Innovación de la Unión Europea para el periodo 2014-2020, Horizonte 2020.

Nº de expediente: SME-2017-0954-5

Título: Innovative Decision Support System for the real time hydrologic-hydraulic management and planning of riverbasins.

contador de visitas